Rehabilitación del Bloque VI del Complejo Campos Velázquez.

GEASYT ha finalizado los trabajos de redacción del Proyecto de Ejecución para la rehabilitación integral del Bloque VI, del Complejo Campos Velázquez en Madrid, que ocupa una superficie aproximada de 9.000 metros cuadrados con uso terciario en su clase de oficinas, sobre el total de 38.000 metros cuadrados construidos sobre la parcela.

Se trata del edificio más emblemático de los seis que lo componen por haber sido durante décadas sede de las oficinas centrales de la aerolínea Iberia, que tras su traslado a una nueva demarcación, permite a la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), como propietarios del inmueble, promover las obras de rehabilitación.

Fachada

Sin apenas modificaciones desde su construcción a comienzos de la década de 1970, a excepción de las mínimas destinadas a su mantenimiento, el edificio requiere una importante reforma para su adecuación a los tiempos actuales y así poder dar cabida a la implantación de la que será la futura sede de la SEPI.

La actuación la promueve SEPI Desarrollo Empresarial, que presta servicios de gestión y asesoramiento inmobiliario a SEPI y sus empresas con el objetivo de optimizar el patrimonio del holding. Para ello convoca en el primer semestre de 2014 un concurso público para la adjudicación de los trabajos de redacción del proyecto de ejecución, resultando GEASYT, S.A. adjudicataria del mismo.

Desde junio hasta agosto de 2014 se desarrolla el proyecto de ejecución, contemplando entre sus objetivos una demolición que afecta a la práctica totalidad del inmueble, ya que únicamente se conserva la estructura y los núcleos de comunicación vertical. Tras la demolición, la actuación se centra en primer lugar sobre la envolvente del edificio a nivel de carpintería exterior sustituyendo en su totalidad el muro cortina existente, en segundo lugar se pretende una redistribución de los espacios interiores y por último la ejecución de nuevas instalaciones, cuestión esta última que implicará una total reordenación de la cubierta afectando a las cotas y estructura de la misma.

Todas las actuaciones descritas tienen dos denominadores comunes como criterios de diseño que son por un lado la máxima flexibilidad en cuanto a la compartimentación, para permitir al nuevo inquilino una óptima implantación, facilitando al mismo tiempo las futuras adecuaciones de los espacios desde el punto de vista de la distribución, las instalaciones y su gestión y control, y por otro, obtener los mejores niveles posibles de eficiencia energética a nivel de envolvente e instalaciones, sin afectar a la imagen homogénea del conjunto tanto en cuanto a su vinculación interior como a su visión de conjunto desde la trama urbana.

Anteproyecto: Urbanización San Bernardino, Panamá.

El objetivo del concurso es la urbanización y construcción de un total de 200 viviendas unifamiliares junto con las edificaciones dotacionales que servirán a las mismas en un lote de aproximadamente 7 hectáreas propiedad del Ministerio de Vivienda de Panamá.

La solución, planteada en mayo de 2012, se basa en el máximo aprovechamiento que permite la topografía y los cauces fluviales existentes para conseguir la optimización del espacio disponible. Para ello la organización de las parcelas residenciales se realiza en torno a una calle principal de entrada a la urbanización y otras dos paralelas a los lados de la misma, conectadas entre si por un gran espacio central a modo de bulevar y por otras dos calles de menor importancia.

Además se canalizan los cauces y se modifica su trazado, generando en el centro del lote un gran espacio central, abierto y libre de edificaciones en el que se encuentran zonas verdes, el cauce fluvial canalizado, áreas recreativas y zonas de juegos infantiles, como antesala a las edificaciones dotacionales. El objetivo es lograr un espacio urbano que sirva como lugar de reunión y esparcimiento para los habitantes de la urbanización, y que articule y sirva de nexo de unión de la misma con la futura ampliación en una segunda fase.

En este espacio se encuentra la casa cultural, la guardería, la subestación de policía, el punto de acceso comunitario a internet y a las nuevas tecnologías, así como pistas deportivas al aire libre y zonas verdes.

Se proyecta el conjunto desde la máxima racionalización tanto del movimiento de tierras y las posibilidades de la topografía, como de las infraestructuras que servirán a la urbanización, de tal forma que el abastecimiento de agua, el saneamiento, la distribución de electricidad, etc. responden a un esquema sencillo pero funcional que las resuelve eficazmente.

El Museo de Medina Azahara: Premio Piranesi de Roma 2011

El Museo de Medina Azahara, obra de los arquitectos Fuensanta Nieto y Enrique Sobejano, ha recibido el Premio Piranesi de Roma 2011; tras alzarse en 2010 con el Premio Aga Khan de Arquitectura.

Museo de Medina Azahara, Córdoba

© Roland Halbe

El jurado del premio, cuyo objetivo es difundir el patrimonio cultural y construir puentes entre la arquitectura y la arqueología, destaca del proyecto su trabajo de investigación en cuanto a la relación física existente entre la arqueología y el paisaje.

GEASYT fue responsable del proyecto de instalaciones, en el que se hizo especial hincapié en la integración de los equipos de climatización y servicios dentro del proyecto arquitectónico, con el objetivo de reducir el impacto visual de los mismos y favorecer la integración del edificio en un entorno de gran valor arqueológico.

En nuestra sección de prensa, encontraréis un interesante artículo sobre el proyecto.